miércoles, 18 de noviembre de 2009

[OneShot] I need you... I love you



Titulo: "I need you... I love you"
Genero:
Yaoi
Pareja: Inoo Kei y Arioka Daiki
Extensión: One Shot
Autora: Ayaa


~ I need you... I love you~
Era una tarde normal de trabajo para todos, habiamos ensayado hasta el cansancio, como siempre, entre todos nos apoyabamos con las dificultades que teniamos con algunos pasos, mis errores eran pocos, estaba decidido a mejorar cada vez más, asi que un error no era aceptable para mi en lo absoluto.
Pero como era de esperarse, por mi exceso de esfuerzo en esta practica, termine completamente exausto, asi que antes de que nos dieran el pase de salida, me tumbe en un rincon, tome mi botella con agua y observe a los que seguian ensayando los pasos que mas se les dificulataban.
Dentro de los que se encontraban practicando estabas tu, al parecer no estabas al cien el dia de hoy y eso me extrañaba tratandose de ti, sin darme cuenta, mi mirada se quedo clavada en cada uno de tus torpes movimientos, ¿Que te estaba sucediendo?
En ese instante, una amigable voz me saco de este pensamiento que comenzaba a agobiarme.
-Inoo-chan, lo has hecho muy bien el día de hoy-
-Gracias Hikaru-kun- Dije con una debil sonrisa, estaba demasiado cansado como para sonreir demasiado.
-Estas hecho polvo ¿cierto?- Pregunto Hikaru dandome una palmada en la pierna.
-Bastante- Respondi debilmente, despues con un poco de pereza destape mi botella con agua y bebi un poco.
-Iré a preparame, ¿no vas?- Me pregunto Hikaru con un poco de entusiasmo, con gusto hubiese aceptado de no ser que las piernas me pesaban demasiado para ponerme de pie, así que solo me limite a negar con la cabeza.
-De acuerdo, entonces me iré primero-
Dicho esto, Hikaru se puso de pie, se encontro con Chinen en la puerta y ambos salieron del salón de practicas.

Poco a poco todos iban saliendo, hasta que solo quedaban Yamada, Takaki, Yuto y tu, yo aún seguia tumbado en mi rincon, era como si inconsientemente mi cuerpo te estuviese esperando, claro que obviamente yo no me daba cuenta de ese hecho aún.
A diferencia de días anteriores, hoy estabas demasiado distraido, pude darme cuenta que Yamada y Yuto te indicaron el mismo movimiento mas de cinco veces hasta que lograste dominarlo un poco, ¿Que te estaba ocurriendo?

Cuando me di cuenta, ya solo quedaban Yuto y tu practicando, yo aun seguia tumbado en el suelo sin moverme ni decir absolutamente nada, era como si yo formara parte del poco mobiliario del salón, hasta que Yuto logro percatarse de mi fantasmal presencia.
-Inoo-kun, ¿Aún sigues aqui?-
Con algo de pereza y una sonrisa falsa logre responder.
-Asi parece-
-¿Por que?-
Esa era una buena pregunta, no había ningun motivo para seguir ahi, por mas que queria levantarme e irme mi cuerpo no reaccionaba, era como si algo me estuviese reteniendo en ese lugar.
Al analizar esto, simplemente hice una cara de que ni yo sabia el por que, Yuto se quedo conforme con aquella expresion y con una sonrisa se despidio de mi.

--------------

No lograba concentrarme en lo absoluto, desde que comenzaron los ensayos, por primera vez me sorprendiste, habías cambiado muy rápido, tus movimientos eran mucho mas agiles que los mios, dominaste rapidamente la coreografia,
Sin darme cuenta toda mi atencion estaba en cada movimiento tuyo, tanto que no ponía la atencion suficiente a lo que debia hacer realmente, esto no era normal en mi y definitivamente no estaba bien.
Cuando me di cuenta, tu ya te encontrabas descansando en un rincon, como lo suponia te habias sobreesforzado mas de lo normal y por consecuencia estabas exausto, era obvio.
Al verte solo ahi sentado, tuve el deseo de detenerme e ir a conversar un rato contigo, simplemete deseaba saber el motivo por el cuál habías mejorado bastante, deseaba felicitarte y ver tu sonrisa llena de orgullo.
Pero como si leyera mi mente, Yabu me hecho una mirada bastante fría, la cuál me indico que no debía moverme hasta que algo de progreso se notara en mí, así que atado a mi responsabilidad, solo vi como Hikaru se acercaba a ti y ambos conversaban, pero pude notar que tu sonrisa era falsa, sin animos, aquello me causo un poco de desconcierto, lo que provocó que me distrajera de nuevo.

Pasado el tiempo, tan solo quedabamos Yuto, Yamada, Takaki y yo, al notar mi torpeza, Yamada se acerco a mi.
-¿Que ocurre Arioka-kun?-
Me sentía avergonzado, el tener que recurrir a la ayuda de Yamada, quien es menor que yo, no era mi mejor logro, pero viendo la situación en la que me encontraba, el no pedirle ayuda sería una idea demasiado tonta de mi parte.
-Bueno, es que el paso de la vuelta... despues de este movimiento... me confude- Explique haciendo los movimientos previos que ya me sabía.
Al ver que Yamada me estaba ayudando, Yuto se acercó y entre los dos comenzaron a ayudarme, esto si que era vergonsozo, trataron de explicarme el mismo movimiento demasiadas veces, esto no estaba nada bien.
-¿Que ocurre Dai-chan? Hoy estas muy distraido-
Me dijo Takaki mientras tomaba un poco de agua, avergonzado solo me disculpe y despues de unos cuantos intentos más, logre sacar aquel movimiento correctamente, después de eso Takaki y Yamada salieron del salon, ahora solo quedabamos Yuto y yo,
La compañia de Yuto no duro demasiado, mientras comenzaba la coreografia desde el comienzo observe como Yuto se acercaba contigo para despedirse, instantes después solo quedamamos tu y yo, al darme cuenta comence a sentirme realmente nervioso, al dar una vuelta cai al suelo torpemente, estaba cansado, asi que sin animos de ponerme de pie me quede ahi, tumbado en el suelo mirando hacia el techo.

-------------

Yuto acababa de salir, así que tan solo quedabamos tu y yo, solos, esto causo que mi estomago experimentara un movimiento extraño, y no exactamente de hambre, eran nervios, no me movi, solo decidi observarte fijamente practicar, hasta que giraste de la forma incorrecta, y por concecuensia caiste al suelo, quice esperar a que te pusieras de pie por tu cuenta, imagine que te sentirias como un perdedor si me acercaba a ayudarte, pero al ver que no te levantabas y que seguias en el suelo mirando hacia el techo, me asute, ¿y si te habias lastimado?
No dude más y me puse de pie, logre darme cuenta de que las piernas no me pesaban más, me levante tan rapido que me sorprendi de mi mismo.
Al acercarme a ti te pregunte seriamente.
-Dai-chan... ¿te encunetras bien?
No respondiste, te quedaste observando sorpresivamente mi rostro, como si no quicieras que hubiese sido yo quien te viera fallar de esa forma.
No quice incomodarte más asi que sin decirte nada mas, tome delicadamente tu brazo y lo pase por mi cuello, al sentarte en el suelo pase mi mano por tu cintura y ayude a que te pusieras de pie.
Cuando ya estabas de pie aun apoyado en mi, pude darme cuenta que en el momento en que nuestras miradas se cruzaron nuestros rostros estaban demasiado cerca el uno del otro, esto provoco que mi corazon comenzara a latir con una fuerza impresionante,

------------

Al estar tumbado en el suelo, me senti completamente derrotado, estaba a punto de intentar cerrar mis ojos y reflexionar acerca de mi falta de habilidad cuando escuche tu preocupada voz decir mi nombre.
-Dai-chan... ¿te encuentras bien?-
No sabia que responder, estabas demasiado cerca de mi derrotado cuerpo, me mirabas fijamente a los ojos, mi cabeza entro en un shock indescriptible a causa de tu cercania, no sabia como reaccionar, estaba muy nervioso y la cabeza comenzaba a darme vueltas.
Al no recibir una respuesta, pude ver como tu mirada se llenaba de preocupación, deseaba decirte que no te preocuparas, que estaba bien, que nada me habia pasado, que no me habia caido tan feo como aparentaba, que tan solo estaba algo cansado, pero justo en ese momento me tomaste del brazo pasandolo por tu cuello y de un solo movimiento me sentase para despues rodear mi cintura con tu otro brazo y ponerme de pie.
Este contacto me dejo completamente sorprendido y sin saber como reaccionar, tus manos eran calidas y firmes, mas sin embargo no me lastimaba.
Cuando me pusiste de pie levante mi mirada para verte, nuestros rostros estaban demasiado cerca el uno del otro, estaba mas nervioso aun, podia sentir tu respiracion muy cerca de mi rostro, podia percibir tu agradable aroma, sentia que mi corazon podria salir de mi pecho en cualquier momento si esto continuaba asi, estaba latiendo demasiado rapido que comenzaba asustarme, de no ser por que mi corazon latia con demasiada rapidez podria jurar que pude sentir que el tuyo latia de la misma manera, ¿que me estaba ocurriendo?

----------

Ambos se encontaban demasiado cerca, Inoo estaba completamente absorvido por la mirada nerviosa de Daiki, y este se encontraba perdido en la confundida mirada de Inoo.
De repente, Daiki intento safarse del cuerpo de Inoo.
-Gracias...-
Dijo tratando de esconder su ruborizado rostro
-No fue nada...-
Respondio Inoo con el mismo nerviosismo
-Si... si quieres puedes irte, yo me quedare un rato más-
Escuchar que Daiki aun seguiria practicando lo preocupaba.
-¿Piensas seguir? ¿No crees que fue suficiente por hoy?

---------------

No podia creer que el aun insistiera en seguir practicando, era logico que estaba totalmente cansado y necesitaba detenerse.
-Solo será un poco más, hasta que domine lo que me falta-
Era obvio que le faltaba bastante, si el seguia ensayando no terminaria muy bien, pero no lograba encontrar la manera de convenserlo de que se detuviera, por mas que le insiti no me hacia caso, llego al punto de comenzar a practicar mientras me decia que solo practicaria un poco mas, que estaria bien.
Obviamente yo no estaba conforme con eso, no podia seguir viendo como se castigaba de esa manera.
-Arioka-kun-
Le dije con voz firme, su expresion hizo que se me oprimiera el pecho, era la primera vez que lo llamaba asi y con ese tono de voz tan fime, frio y molesto.
-¡Detente de una vez!-
Estaba molesto, no soportaba verlo asi, el era una persona demasiado importante para mi, y verlo esforzarse de esa manera era demasiado para mi.

--------------

Al escucharlo decir mi nombre de esa forma, provoco que me detuviera practicamente en seco, el jamas se habia dirigido a mi de esa forma, cuando me suplico que me detuviera pude persivir en su voz demasiada preocupasion, ¿en realidad mi apariencia era tan patetica para que el se preocupara por mi de esa forma? ¿tan deprimente era verme?
Estos pensamientos solo provocaron un vacio dentro de mi, esto podria soportarlo de cualquier persona menos de ti, eras demasiado importante para mi, mas de lo normal, podria casi asegurar que yo... bueno, no podia aceptarlo, sabia que el tener este sentimiento estaba mal.
Hundido en una melancolia enorme, no pude evitar el responderte con frialdad.
-No me detendre, si no tienes nada que hacer aqui porque no mejor te vas!-
Estas palabras estaban faltas de peso para mi, eran palabras vacias que salian de mi boca sin darme cuenta, solo haste que vi tu mirada llena de tristeza recapacite de lo que acababa de decirte, ahora te habia lastimado, definitivamente hoy no era mi dia.

---------------

Nunca imagine que tus palabras pudieran ser tan hirientes en unos segundos, senti como el corazon dejaba de latir, el frio comenzaba a recorrer todo mi cuerpo, en ese momento no sabia que decir, al parecer la persona mas importante para mi no deseaba tenerme a su lado, me habia convertido en una molestia para el, ¿pero por que me dolia tanto? ¿por que?

------------

En ese momento, con la mirada baja, Inoo se dio media vuelta, y sin decir una palabra más, salió del salón, con pasos lentos, como si tuviera los pies llenos de plomo y cada paso le costara mas energia de la normal, estaba deshecho, Daiki lo habia lastimado con sus frias palabras.
Mientras tanto, Daiki solo observo com Inoo salia del salon, al verlo cerrar la puerta detras de si, pudo sentir como todo su cuerpo pesaba demasiado, acababa de herir a la persona que mas queria.... a la persona que amaba.
En ese momento cayo sobre sus rodillas al suelo, no podía creer lo que acababa de hacer, no queria aceptar lo que acababa de hacer.
Se tiro por completo en el suelo, recostandose completamente de lado, pegando su mejilla al frio suelo y pegando sus rodillas a su pecho abrazando sus piernas, hundiendose en un vacio que el solo habia abierto.

-------------

Me encontraba aqui, tirado sobre el frio suelo, hundido en un vacio deprimente, la mirada de Inoo no salia de mi cabeza, aquellos ojos llenos de tristeza y decepsion, seguramente el me odia en este preciso momento, me lo tenia mas que merecido, lo habia lastimado de la forma mas cruel, el tan solo deseaba ayudarme, mostrarme su apoyo y yo... y yo solamente le respondi con las palabras mas hirientes que pudieron salir de mi boca, me sentia como un idiota por lo que acababa de hacer.
Mientras seguia ahi, en el suelo, todo lo que he pasado con el desde el primer dia que nos conocimos comenzo a pasar por mi mente como si estuviera viendo una pelicula de toda mi vida, era una linda pelicula hasta que la imagen de lo que acababa de pasar llego, ¿Como pude ser capaz de hablarle asi? ¿¡Por que demonios no acepto de una vez que lo amo con todo mi ser y me dejo de estas tonterias!?
Esto ultimo hizo que poco a poco el enorme vacio comenzara a hacerse mas pequeño, lo habia dicho, con todas sus palabras, lo habia aceptado completamente, lo amaba, no, lo amo.
Esta conclusion fue como una luz dentro de mi, fue como si un boton se hubiese presionado dentro de mi activando la bateria que necesitaba para despertar, necesitaba decirselo, disculparme con el y expresarle este sentimiento, no podia perder mas mi tiempo.
Rapidamente me puse de pie, senti mi cuerpo completamente ligero, definitivamente estaba como nuevo, esto era algo que solo el lograba causar en mi, el era como mi fuente de energia personal, obviamente no podia perderlo asi, necesitaba estar a su lado, tenia que alcanzarlo y disculparme para despues decirle lo que siento, no podia perder mas mi tiempo.

Al abrir la puerta, di un paso y me sorprendi bastante, ya me habia preparado para correr con todas mis fuerzas, pero eso no fue necesario, pude darme cuenta, al abrir la puerta, de que el estaba de pie justo a un lado, recargado en la pared con la mirada perdida, al parecer el sonido de la puerta lo acababa de sacar del transe en el que se encotraba.

----------------

En cuanto sali del salon, no pude irme, en cuanto la puerta se cerro mis piernas no repondian, con mucho esfuerzo logre hacerme a un lado y me recarge en la pared, estaba perdido, esa mirada tan fria en su rostro me tenia fuera de mi, no me lo esperaba.
Este inmeso dolor dentro de mi era tal, que trataba de comprender el porque, me puse a pensar que si esto hubiese pasado con cualquier otra persona no me sentiria tan mal como en estos momentos me sentia, entonces pude darme cuenta de lo importante que era el para mi, de que necesitaba de esa sonrisa para poder sobrevivir, que solo con el los dulces eran mas deliciosos de lo normal al igual que la comida, que solo con el estaba totalmente tranquilio, con el podia ser realmente yo, lo amaba, no, lo amo demasiado, es realmente lo que necesito para estar completamente bien.
Antes de decidir entrar y decirle lo que sentia, aun sabiendo que estaba molesto conmigo, el sonido de la puerta me saco completamente de mis pensamientos y... ahi estabas, de pie saliendo de la puerta, estabas algo agitado pero sorprendido de verme ahi.

------------

Ambos se miraron fijamente, Daiki estaba sorprendido de ver a Inoo de pie junto a la puerta, al mismo tiempo se aliviaba ya que no tendria que ir a buscarlo, estaba justo frente a el.
Inoo estaba sorprendido de ver a Daiki salir con tanta prisa y de la forma en la que este lo observaba.
-Yo...-
Dijeron los dos al mismo tiempo, se observaron fijamente y el silencio aparecio, pero Daiki no estaba dispuesto a dejar las cosas en el silencio, sabia que habia cometido un error y haria todo lo posible para arreglar las cosas.
Asi que lentamente se acerco a Inoo, al estar frente a el, su mirada seguia clavada en la del mayor.
-Inoo-chan yo...-
-Dai-chan...-
Ambos no sabian por donde comenzar, Inoo sabia muy bien que si no lo decia ahora, jamas podira decirlo de nuevo.
Daiki suspiro profundo, era este el momento de hablar.
-Inoo-chan yo... primero quiero disculparme por lo que te dije hace un momento, lo que dije en realidad no queria decirlo, no se explicarte bien por que lo dije pero quiero que me perdones-
-No te disculpes Daiki, en realidad yo....-
-¡Quiero estar a tu lado!-
Daiki dijo esto tan sorpresivamente que dejo a Inoo sin palabras.
-¿Eh?...¿Que... que quieres decir... con...-
La mirada de Daiki expresaba preocupacion, y con el rostro levemente ruborizado dijo con voz firme.
-Me he dado cuenta que eres la persona que mas quiero en este mundo, que te necesito a mi lado mas que a nada, que eres la unica persona en mi mente y que yo...yo... yo te amo, te amo mas de lo que puedo imaginar, te necesito a mi lado-

Inoo no podia creer lo que estaba escuchando, no pudo ocultar esa expresion de sorpresa ante la declaracion de Daiki, no podia creer que se le adelantara de esa manera, esto provoco que una calidez recorriera todo su cuerpo, llenandolo de una infinita felicidad.

Al no recibir ninguna respuesta, bajo deprimido la mirada, al menos lo habia intentado con todas sus fuerzas, sintiendose derrotado, aun con la mirada baja, se dio me dia vuelta, en ese momento pudo sentir como Inoo lo jalaba del brazo y con un solo movimiento lo acercaba dulcemente a el pegandolo a su cuerpo y abrazandolo con dulzura, había anhelado demasiado este momento que no podía creerlo al principio, pero después de darse cuenta de que las palabras de Daiki eran reales, se sentía sumamente feliz.

Tener a Daiki entre sus brazos era algo que solo ocurrio una vez en un sueño, pero esta vez el calor del menor era real y no era una simple almohada.
Dulcemente se acerco a su oido y le susurro tiernamente.
-No sabes cuanto he esperado por esto, eres la persona que mas me importa, gracias por existir y estar a mi lado, gracias por amarme tanto como yo a ti.
Al escuchar estas palabras una sonrisa se dibujo en su rostro y correspondo a aquel delicado abrazo aferrandose con ambas manos a la espalda de Inoo.

Despues de unos instantes, ambos se sepraron un poco, y mirandose fijamente a los ojos, sellaron aquel momento con un profundo beso, al principio solo fue el roce de sus labios, pero poco a poco ambos abrieron lentamente sus bocas, haciendo mas profundo aquella union, sellando asi aquel momento dulce.

Al fin se habian expresando lo que tenian guardado en su interior, la carga en sus corazones se habia vuelto mas ligera, eran libres, libres para amarse sin temer a nada, libres de vivir este momento y muchos mas juntos, como dos personas que se aman desde el primer dia en que sus corazones se encontraron, aunque ellos sabian, que desde mucho antes, este sentimiento existio, solo que hasta ahora podia comenzar con mas profundidad, este amor que comenzaba y que no tendria fin.

FIN

3 comentarios:

kana dijo...

aaaaa yo igual necesito de inoodai *///*
me encanto me estoy derritiendo de tanto amor ♥
= me puse triste al estar en la posicion de los 2
u.u pero el fianl fue lo maximo!! aaa que emocion *dando vueltas como loka* xD jaja

arigatou!! aya por este bellisimo Inoodai aaa quiero masss!! >.<

ariaddne krv dijo...

me dejaste maravilldad , gambatte.

Anónimo dijo...

>\< Me encantan tus fics <3

Publicar un comentario

Lo has leído y... ¿Te gusto? ¿No? ¿Sientes que algo faltó?
¡Me encantaría saber tu opinión sobre lo que acabas de leer! ^O^ Así que no dudes en hacérmelo saber, así podré mejorar un poquito más :3
De igual forma: ¡GRACIAS POR LEER!